Imprimir

Homeopatía y cistitis, una buena opción para las recidivas y su tratamiento

Fecha: .

cistitis-2016La población femenina suele ser la más afectada por lo que se conoce como cistitis o infección del tracto urinario. Los hombres también pueden padecerla, pero es más infrecuente debido principalmente  a cuestiones fisiológicas. Hay mujeres que tienen predisposición a padecerla y en determinadas épocas del año tiende a proliferarse, como es el caso del verano.

La cistitis se genera por una serie de bacterias y aunque puede ocasionarse por diferentes microorganismos el más común es el E. Coli. Este trastorno puede darse en cualquier época del año, pero durante la época de más calor se dan una serie de circunstancias que pueden favorecer su aparición o incluso producir recidivas en la mujeres con propensión. Así, la humedad en la zona por los baños frecuentes en la piscina o el mar, es un factor desencadenante ya que esta particularidad propicia que se desarrollen estas bacterias.

Una de las formas de prevenirla es tratar mantener seca la zona cambiándose el traje de baño con frecuencia para preservarla de estas bacterias. También es importante la higiene íntima, y aunque si bien no hay que obsesionarse con este hábito sí se han de tener en cuenta una serie de pautas como ducharse, en lugar de bañarse y usar jabones neutros, no perfumados, ya que determinados ingredientes pueden resultar agresivos.

La hidratación constante es también una manera excelente de prevenir la cistitis, pues con la orina se expulsan esas sustancias nocivas que pueden ocasionarla. Es aconsejable, por tanto, acudir al baño cada dos o tres horas.

Si finalmente sufrimos cistitis nos vamos a percatar de ello enseguida, pues los síntomas son muy evidentes. Probablemente sentiremos escozor al orinar, lo haremos con más frecuencia de lo normal y en ocasiones notaremos un olor más intenso del habitual de nuestra orina.

El tratamiento para combatir la cistitis es la ingesta de antibióticos, sin embargo si éstas son recurrentes puede que las bacterias se vuelvan más resistentes y su abordaje se complique. En estos casos, es destacable la aplicación de la homeopatía, una terapéutica que dispone de medicamentos homeopáticos para tratar la cistitis de forma eficaz y con buenos resultados.

Desde la homeopatía se valora cada caso de forma individual y si estamos ante cistitis recidivas ésta tendrá en cuenta las circunstancias personales del paciente para ofrecer un tratamiento global y específico adecuado a éste. El médico homeópata determinará el medicamento homeopático que debe administrar en cada caso, que además puede compatibilizar con otros fármacos, dado que la homeopatía no presenta interacciones y se puede combinar con más medicamentos. De modo, que si la cistitis se convierte en un problema habitual la homeopatía constituye una opción de tratamiento interesante y que puedes valorar siempre bajo la supervisión de un profesional de la salud formado en esta terapéutica.